Puntos de Vista

21 de agosto de 2011

No me gusta, miedo quizá

¿Porqué me estoy comiendo la olla? Hacía mucho que no lo sentía. No me gusta, no me gusta.
Corazón, que diga, cerebro ¿recibes esto? Modo delete ON, ON, ON!

7 comentarios:

  1. Comerse el tarro no vale la pena y te lo dice una que todo lo da cien vueltas, sobre todo en temas personales.
    Déjate llevar. No pienses con la cabeza, se más pasional. Pero a veces, hay que ser práctico, y hacer caso a la cabecita que llevamos sobre los hombres. Con lo cual, relájate y respira, luego ya se verá.
    Un beso enorme

    ResponderEliminar
  2. Si algún día consigues que funcione lo de "delete" dime el truco. Me uno a No.me.pises.que.llevo.chanclas. Yo cada día me doy más cuenta de que soy capaz de darle vueltas a la cosa más tonta del mundo. Es lo que tiene ser relativista, y encontrar partes positivas en cada una de las opciones posibles. Lo peor es que por muchas vueltas que le des, probablemente no llegues a nada (si buscas elegir una opción) o no conseguirás dejar de sentir lo que quieres sentir. Vamos, que tú puedes darle mil vueltas pero el asunto seguirá siendo el mismo.
    Un besito :)

    ResponderEliminar
  3. Ojalá funcionara lo del "delete" xD Yo soy de la que da cuarenta millones de vueltas (innecesarias) a todo, y es un coñazo...

    ResponderEliminar
  4. Cuando una da vueltas a las cosas es como meterse en un círculo cerrado.

    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Si alguien descubre el truco del "delete". El invento será más importante que la receta de la Coca-Cola.
    Es decir, caso imposible ;)

    Cris,,

    ResponderEliminar
  6. Yo voy a seguirte porque me gusta tu blog, si tú me quieres seguir a mi, adelante xDDD Si no no pasa nada, no voy a dejar de seguirte por eso!

    ResponderEliminar
  7. Si es que el cerebro hace lo que le da la gana...
    ¡y el corazón con más descaro!
    Pero no hay que dejar que se rebelen.

    Un beso y por aquí me quedo.

    ResponderEliminar